Equipos de Alto rendimiento. El Tour de Francia

El Ciclismo se apoya en el Trabajo en Equipo

¿Qué diferencia hay entre un deporte individualista o de equipo? ¿Cuál es la diferencia entre un grupo y un equipo? ¿Qué diferencia a los mejores equipos de los que quedan en los puestos que van por detrás del primero? ¿Qué diferencia a un Lance Armstrong o a un Contador del número 100?

indurain JPEG

Foto. Indurain. 5 Tours. Español.

Cada verano, un pelotón numeroso de ciclistas, de diferentes equipos, con atuendos de colores llamativos, compiten en lo que se considera una de las mayores pruebas de resistencia de todos los tiempos. Llegando a rodar hasta diez etapas, con un total de 2.428 kms: el Tour de Francia. La han ganado Alberto Contador, Español (2007, 2009 y 2010), Lance Armstrong, Americano (1999, 2000, 2001, 2002, 2003, 2004 y 2005), Miguel Indurain, Español (1991, 1992, 1993, 1994 y 1995) o Perico Delgado, Español (1988). Pero no solo ellos, que han Liderado la victoria, sino sus equipos que los han catapultado.

El ciclismo es un trabajo de equipo.

Cuando el terreno es llano y apacible, se agrupan en pelotón; algunos aceleran para ocupar las primeras posiciones mientras que otros se lo toman con un poco más de calma, y “van a rueda”, evitando la resistencia del aire, del ciclista que tienen unos metros, en ocasiones unos pocos centímetros, por delante. Sin embargo la mayoría permanecen juntos. Mientras las cosas son relativamente fáciles, el pelotón avanza a una velocidad predecible.

Entonces empieza la montaña. En estas etapas, la pendiente no sólo sube sino que baja – ¿y a qué velocidades?–: el tiempo puede volverse inestable e impredecible: incluso, en pleno julio, los Alpes pueden producir días de lluvia helada y aguanieve. Por otro lado, el prácticamente desértico Mont Ventoux, en el sur de Francia, amenaza con provocar golpes de calor. A medida que los ciclistas van ascendiendo miles de metros, el pelotón se va deshaciendo. Hay ciclistas que se cansan y se quedan atrás, y equipos que quedan atrás.

Bingen JPEGFoto. Bingen Fernández. Cofidis. 20 años apoyando al Líder del equipo.

En estas condiciones extremas, es cuando los equipos mejor preparados, física y psicológicamente, hacen la diferencia, sobre todo, porque todos trabajan a la una y siguen unos objetivos estratégicamente definidos.

Hace poco, a uno de mis cursos, en Bilbao, asistió Bingen Fernández, integrante en el Equipo Cofidis, unos años atrás, entre otros equipos. Durante casi 20 años – nos contaba – ayudó, en el equipo, a catapultar a los líderes en las carreras y en las etapas de montaña. Es una función del equipo, que se denomina, en terminología ciclista “gregario”, quiere decir, que el equipo impulsa al Líder, en las etapas difíciles, para que éste se reserve para el spring final. Empujan y protegen a individuos clave para que éstos ganen la carrera para todos. El ahora, director del Garmin Sharp, en sus nuevas funciones como director, también trabaja para su equipo, haciendo la planificación estratégica de la carrera. Unos meses antes estudia y cartografía cada pendiente, cada curva, para proporcionar así a su equipo los detalles que les harán correr más seguros y con conocimiento de causa.

En estas condiciones los grandes equipos asumen el

Manuel Olmedo
Manuel Olmedo, entrenando detrás de una bici,

Liderazgo, y cada equipo, a su vez, se apoya en el espíritu de un Líder, que guarda sus fuerzas. Como decía, otro de nuestros clientes, de coaching deportivo de alto rendimiento, Manuel Olmedo, de Atletismo, en 1500m, para “pegar el latigazo” en los últimos 300 metros. Aquí le vemos preparando el Campeonato Europeo en Magalluf, en Mallorca, en 2014, detrás de una bici.

Si hacemos un paralelismo desde las etapas de montaña, por las que han de pasar estos equipos, con lo que un emprendedor, o empresario, ha de pasar a lo largo del año, o de su carrera, podríamos decir que, las crisis, los procesos de compensación sistémica, son como estos trances de montaña, donde su empresa u organización habrá de enfrentarse a situaciones extremas, con pendientes muy pronunciadas y cambios de tiempo radicales.

La Crisis

Desde 2009 a 2015, en España, ya sea por el Gobierno, o por una crisis mundial y financiera, hemos pasado por una etapa de montaña. Y la crisis de futuro, todavía no sabemos si va a continuar. Sólo las empresas que aprenden de manera constante, optimizan sus procesos y capacitan a su personal, en cuanto, a ser conscientes de cuáles son los objetivos y las estrategias prioritarias y fundamentales donde han de poner la atención, como un láser, y la ejecución disciplinada, como un robot, persisten y mantienen las puertas abiertas y el cash flow en funcionamiento.

Los equipos de alto rendimiento participan y cooperan juntos

Creaando una inteligencia mayor que la suma de las partes, podrán estar compitiendo por la siguiente etapa y por la carrera general.

Los grandes líderes se hacen visibles precisamente en estas condiciones extremas.

alberto contador JPEG

Foto. Alberto Contador. 2 Tours. Español.

¿Y qué les hace diferentes?

Esto es algo que ha estudiado la P.N.L., o Programación Neurolingüística, desde sus comienzos, en los años 70, donde también había una crisis y unas preguntas que había que responder, con respecto al área de la psicoterapia y la salud mental en todo el mundo científico y experimental.

En realidad el Tour es un trabajo de equipo y lo que sucede es que los equipos que pierden carecen de la ejecución disciplinada de los que ganan.

Los integrantes de los equipos ganadores, confían, sin reservas, los unos en los otros. Lo que les permite desempeñar su trabajo con precisión.

Cuando no es así los pequeños errores se acumulan y conducen al desastre. Según Stephen Covey, uno de los máximos representantes del management y de la capacitación de equipos, en el mundo, en su libro escrito con la colaboración de Bob Whitman, hay cuatro peligros y cuatro soluciones que los equipos de alto rendimiento han de tener en cuenta en etapas de montaña.

Peligros

Fallos en la ejecución.

Crisis de confianza.

Pérdida de concentración.

Miedo.

Para vencer estos peligros nos recomienda, lo mismo que me recomendó, en un congreso, que hicimos en Mallorca, el President Bauzá, “anticiparte a la crisis antes de que te alcance”.

bauza JPEGFoto. Jose Maria Bauzá, President de les Illes Balears, Challenge Mallorca 2014

Soluciones Ejecutar las prioridades con Excelencia.

Que significa revisar con regularidad objetivos claros y sencillos, lo que nos permitirá predecir los avances en eficacia.

Avanzar a la velocidad de la confianza.

Cuando la confianza aumenta, todo se acelera y los costes se reducen.

Conseguir más con menos.

Que no significa sólo reducir costes sino que significa simplificar procesos y reducir la complejidad para que lo que vendes o quieres hacer pueda ser entendido por los receptores.

banner2_2_2

Foto. Coaching sistémico para equipos.

Reducir el miedo.

La caída de la confianza viene precedida por el miedo que hace que el estado emocional y los pensamientos bajen su vibración y se vuelvan más lentos. Esto puede venir determinado por ausencia de dirección o visión, ausencia de revisión de estrategias y objetivos prioritarios, confusión estratégica o los conflictos derivados de la mala comunicación y la diferencia de los mapas de los miembros del equipo. Lo que hace que cada miembro del equipo vaya en una dirección diferente y por lo tanto ello genere un gasto de energía innecesario.

javi peris challenge JPEGFoto. Javi Peris, Español y Mallorquín (de Portals Nous). Ganador de la Challenge Mallorca 2013. Semifinalista 2015 Equipo Biometrics.

Si de algo podemos estar seguros en esta vida es que la complejidad, la reactividad y la incertidumbre de los sistemas son constantes, y que para poder afrontar el desempeño de alto rendimiento necesitamos estar concentrados, relajados y tener un buen repertorio de flexibilidad comportamental.

El rendimiento de los grandes equipos, como el de los grandes ciclistas, se caracteriza por la constancia y por la excelencia independientemente de cuál sea la situación.

Y de la capacidad de reinventarse, tener autocontrol, conciencia de uno mismo, lo que lleva a tener una capacidad de reacción constante a las adversidades que plantea todo camino hacia un objetivo, para salvar los obstáculos que se interponen entre tu situación actual, o la de tu equipo, y la consecución del sueño, objetivo o realidad deseada.

Las etapas de montaña son la parte más dura del Tour de Francia. Son la parte más exigente de la carrera y, por lo tanto, resultan decisivas. Sin embargo, la ventaja no siempre recae sobre el equipo con mayor fuerza física, sino sobre el que ejecuta las etapas con más precisión.

Pensemos en los famosos equipos de Indurain, Contador, o Lance Armstrong, aunque acusado de dopaje, que para mí no le quita todo el mérito, ya que hay otras habilidades en juego, a nivel mental – y no nos engañemos, en el ciclismo, las transfusiones de sangre y la optimización de la bioquímica ha sido una constante siempre y en todos, por el desgaste que conllevan tantos kilómetros, el U.S Postal Service y el Discovery Chanel, con los que ganó 7 Tours – y hay que ganarlos, aunque vayas dopado, como el resto –. En las etapas de montaña los equipos se convirtieron en “máquinas perfectamente eficientes”. Un día tras otro, se mantuvieron a la cabeza del pelotón en los difíciles Alpes y en los Pirineos.

Obviamente, todos y cada uno de los miembros del equipo sabían cuál era su función y la desempeñaban con exactitud.

Por el contrario, el equipo de Jan Ullrich llegaba “eternamente detrás” del de Lance Armstrong. Ullrich era un ciclista extraordinario que tendía a perder energía en los ascensos. Su equipo se comportaba de maneras impredecibles y, en una de las etapas de montaña, uno de sus propios compañeros le adelantó sin darse cuenta. Es posible que las siete victorias de los equipos de Armstrong o las 5 de Indurain, en el Tour nunca lleguen a superarse. Un observador como “de los mejores equipos de todos los tiempos, todo un ejemplo de lo que pueden conseguir una organización brillante y una ejecución perfecta”.

Lance Armstrong JPEG

Foto Lance Armstrong. 7 Tours. U.S.A.

¿Se puede decir lo mismo de usted y de su equipo?

Quizás, pero sólo si hace lo mismo que hacen los grandes equipos: asegurarse de que todos los miembros de su equipo sepan lo que tienen que hacer y acepten lo que se hace hacer para contribuir al objetivo y, entonces, que la energía de todos vaya en una misma dirección, en la de la visión compartida que aúna todas las visiones individuales, valores, creencias, objetivos y la capacidad de llevar a cabo la misión con una concentración y acción precisa.

¡Muchas gracias y nos vemos en la cumbre!

Artículo rediseñado por Esteban Cuéllar Hansen, sobre equipos.

Foto 1 Jonydavidlogos jpg

Foto. Coaching de Equipos con Esteban Cuéllar Training.

Bibliografía:

Fundamentado en Peter Senge. Harvard.

Stephen Covey y Bob Withman. Harvard.

Los cursos y el Instituto Excel Coaching y los clientes de coaching deportivo de Esteban Cuéllar Hansen.

La experiencia con la Challenge de Mallorca y algunos de sus ganadores en 2013 y 2014. Y la colaboración con Bingen Fernández (excorredor del Tour con Cofidis y César Neira (ex-competidor de ciclismo) o Javi Peris, mayores de 30 y menores de 50 (Ganador de la Challenge de Mallorca 2013).

La vuelta a Mallorca, con Bingen García, director del Garmin Sharp.

Ahora puedes contactar con Esteban si quieres añadir valor a tu equipo de alto rendimiento:

Tucoachdeportivo banner copia 2 JPEG

Coaching de Equipos: Fútbol

Uno de los objetivos básicos del la PNL y de este libro en particular es el de crear herramientas y ejercicios prácticos para que la gente  pueda ampliar y enriquecer sus mapas internos de la realidad, pongamos un ejemplo:

En una ocasión un jugador de fútbol trataba de aprender a tocar bien la pelota. Quería poder jugar en el equipo como sus amigos, pero parecía incapaz de hacerlo y eso le asustaba porque podían echarle. A medida que los entrenamientos y la temporada iban avanzando se sentía peor y se lo dijo a su entrenador que quería dejarlo porque se consideraba un mal jugador y pensaba que no era para él. Su entrenador le respondió:

– No hay malos jugadores, tan sólo hay personas que no confían en su capacidad para aprender.
Poniéndose en pie frente al chaval, le puso la pelota en sus pies y le pidió que se la lanzara de un chute. Luego le pidió que diera un paso atrás y se lo volvió a pedir, luego intentaron lo mismo con sus compañeros, en círculo; poco a poco el chico fue cogiendo confianza nuevamente. De un día para otro empezó a creerse que era verdad que podía aprender, y pudo verificar que ya lo estaba haciendo y más rápido de lo que hubiera imaginado.
Esta forma de reencuadrar una situación en la que la persona siente una  sensación de tipo: – “¡Eureka!” es el tipo de situaciones que fomenta la PNL y que te permiten aumentar tu mapa de la realidad. Te permiten empezar a pensar que has aprendido y que has pasado a otro nivel.

¿Adivina quién está leyendo mi libro?

El otro día tuve la suerte de poder visitar el Estadi Iberoestar y Son Bibiloni. Campo de fútbol donde entren el Real Club Mallorca. Tuve el placer de poder regalarle mi libro a tres personas que desde mi punto de vista están viviendo plenamente el fútbol de alto rendimiento. Como yo digo: “Cuando estás compitiendo en ese nivel, no es suficiente saber qué quieres y tener una estrategia para conseguirlo, es necesario seguir esforzándote hasta que llegan los resultados”.

Uno de ellos es Damon Mark Menday, relaciones públicas del club; otro es Juaquín Caparrós, entrenador del Mallorca: de quién dicen que es un gran motivador. Y la otra persona que está trabajando intensamente este año por ayudar tanto a profesionales como a la cantera del Mallorca es Luís Llopis, Entrenador de Porteros; uno de los hombres de Caparrós y un gran entendido de fútbol y de entrenamiento de alto rendimiento.

IMG_5072

Luís Llopis es autor de 3 libros, y tiene su propio método. Un método que consiste en hacer vídeos para luego poder enseñárselos a los jugadodes – y sobre todo a los porteros– para poder analizar luego las jugadas, los errores y los aciertos.

Según Luís, un portero no sólo defiende sino que también organiza el juego: para y pasa el balón, por lo tanto, para y organiza el juego, es ofensivo también.

Otro de los aspectos que resalta Luís en cuanto a entrenar a jugadores de alto rendimiento es que todos jueguen y entrenen a la una. Como decía mi Maestro de Coaching Corporativo: “Todos a la una como Fuente Ovejuna”. Frase de Lope. Según Luís todos los entrenadores han de reunirse con frecuencia para planificar las acciones conjuntamente.

Los elementos clave para los porteros, según Llopis:

Lectura táctica

Decisión

Aprender a Pensar

Aprender a Decidir

Estar preparado para anticipar

La táctica según dice, tiene que ver con: qué, cómo, por qué y cuándo.

Según Luís Llopis estas habilidades hay que enseñarlas a los jugadores, ya desde que son pequeños.

Uno de los aspectos clave según Luís es la Calibración (Tema 2 del curso que impartimos en PNL). El portero ha de ser capaz de calibrar a los delanteros, y desde esa calibración (que en PNL llamamos de los aspectos no verbales) desde esa lectura es desde donde, y con la experiencia, evidentemente,  el portero puede organizar una acción técnica defensiva. Decidiendo así la opción de pase, decidir en tiempo real (como decimos en PNL), leyendo más (calibrando más y mejor). Como dice Luís, el 80% de las acciones de un portero son ofensivas.

El objetivo y el entrenamiento por lo tanto será crear prototipos para que el portero: calibre y decida.

De la misma forma esos prototipos habrán de incluir al resto de jugadores, y para eso está Juaquín para facilitar la integración de jugadores y porteros en estrategias compartidas.

Uno de los aspectos que se parece mucho a lo que hacemos en PNL y cuando Modelamos Habilidade Excelentes en otras personas es el hecho de grabar y observar vídeos. Es lo que en PNL llamamos Modelar. En PNL también podemos Modelar utilizando citas textuales (lenguaje) y sobre todo en las interacciones con las personas calibrando el tipo de predicados que utiliza la persona, y según la forma en que organiza sus creencias. Es decir, el vídeo te aporta la mayor parte de la información los gestos, pero el one to one, te aporta tonos de voz y palabras.

Buen trabajo entonces para el Mallorqueta. Lo que yo he percibido es que aunque esté pasando por una mala racha, tiene un gran equipo de entrenadores de alto rendimiento.

Como le puse a Juaquín al firmarle el libro: “Adelante que son pocos y cobardes!”

Articulo escrito por Esteban Cuéllar Hansen, diciembre 2012

Esteban autor JPGE

Información basada en los vídeos de Luís Llopis y su método (en las jornadas de fútbol base que se realizaron en Mallorca)

IMG_5079